fbpx

Pon la Navidad en todos los momentos de la vida

Que el 2020 ha sido diferente a lo que habíamos vivido hasta ahora, lo tenemos claro. Hagamos que la Navidad, y su espíritu, sea el cierre de este año terrible.

Cada dificultad, cada complicación, cada momento vivido nos trae unas enseñanzas. En ocasiones son desafiantes, otras gratificantes, pero lo que está claro que todas nos sirven para seguir adelante. Unas veces celebrando por lo conseguido otras aprendiendo de nuestros errores para seguir creciendo.

Este año nos ha traído muchas enseñanzas y aprendizajes, unos buenos y otros nefastos, pero mi invitación es que todo lo vivamos en modo aprendiz y saquemos nuestras propias enseñanzas. Te recomiendo que te pares y comiences tu propia reflexión.

Yo ya lo estoy haciendo y son muchas las vivencias de este año y también los aprendizajes. Quiero compartir algo de lo que me llevo de este año…

Ha sido duro por infinitos motivos: confinamiento, pérdida de personas queridas o conocidas, destrucción de la economía, necesidades básicas, contacto entre personas, etc., etc., etc.

Y algo que me he planteado y he comenzado a aplicar es lo que te comparto en mi felicitación navideña:

Pon amor en todo lo que haces.

Ten compromiso y esperanza.

Disfruta y agradece.

¡¡¡Feliz Navidad!!!

El espíritu navideño es generosidad, es darse más a los demás, es reunión con seres queridos y con amigos, es solidaridad, es, en síntesis, AMOR.

¿Y por qué sólo aplicarlo en una época del año, por qué no llevarlo a cada momento de nuestras vidas?

Espero te guste mi propuesta y te animo a practicarla también. En unos días te compartiré el cómo lo aplico yo.

Hasta ese momento, disfruta de estos días festivos solo o acompañado. Si puedes hacerlo en familia fenomenal, celebra el encuentro. Si no has podido hacerlo, celebra y agradece por todo lo bueno que hay en tu vida.

Eso es precisamente algo que podemos celebrar, la vida y todo lo que hay a su alrededor. Te invito a que escuches esta preciosa canción ¡a mí me encanta! “Gracias a la vida” de Mercedes Sosa.

7 Razones para amar las ventas

Sin ventas no hay negocio. Las ventas son el motor de las empresas, dan estabilidad y continuidad.

Las ventas son las contribuyen a que los negocios funcionen y los pilares sobre los que se sustentan el que sigan adelante.

Si tienes un negocio es fundamental que veas en las ventas a tu mejor aliada. Sin ellas tu proyecto no tendrá futuro ya que necesitas los ingresos para asentar tu negocio y poder hacer frente a las inversiones y gastos para permanecer en el mercado.

Haz de amar la venta en todas sus versiones: directa a través del contacto directo con tu potencial cliente o indirecta utilizando canales online.

De forma resumida y para que se produzcan has de:

  • Saber quién es tu cliente ideal para poder dirigirte a él, conociendo qué problemas tiene, qué desea.
  • Tener bien elaboradora una propuesta atractiva y seductora de tu producto o servicio.
  • Utilizar canales online para comunicarte y hacer e-mail marketing o mantener conversaciones de ventas.
  • Mantener buenas relaciones de negocio y un buen plan para mantenerla en el tiempo.
  • Dar a conocer lo que haces a través de medios sociales, conferencias o presentaciones en internet o presenciales.
  • Enviado mensajes mediante plataformas de mensajería instantánea.

Reconociendo que las ventas son algo necesario para asegurar el futuro y consolidación de tu negocio, veamos ahora las 7 razones para amar la venta y a mi modo de ver fundamentales para que tu proyecto avance y se mantenga en el tiempo:

1.- Vender es servir

Ya sé que es una frase muy utilidad pero muy cierta. A través de lo que ofreces podrás ayudar a muchas personas a resolver un problema o satisfacer un deseo.

Ahí fuera hay muchas personas esperando la solución que tú ofreces ¿A qué espera para contárselo?

2.- Rentabilidad (Beneficios)

Gracias a las ventas que consigas podrás lograr ingresos y éstos te ayudarán a tener una mejor rentabilidad, lo que te permitirá mantener la infraestructura necesaria para atender a tus clientes y que tú disfrutes del estilo de vida que deseas.

3.- Permanencia en el mercado

A través de los ingresos que logres podrás ir teniendo beneficios, lo que te asegurará el poder seguir prestando tu servicio o vendiendo tu producto

4.- Estilo de vida

Las ventas te producirán ingresos y éstos a su vez te permitirán pagar todos tus gastos y dedicar otra parte a todo aquello que sea importante para ti. Disfrutarás de una economía más saludable y podrás dedicar más tiempo a tu familia, a tus amigos o aficiones.

5.- Transformar vidas

Gracias a lo que tú haces u ofreces, podrás cambiar la vida de muchas personas y de esta forma el mundo funcionará mejor.

6.- Reconocimiento

Ganarás en confianza según vayas viendo que tu negocio se consolida y te irás dando cuenta del valor que aportas a los demás. Ellos verán en ti a un referente que les ayuda a solucionar sus problemas o satisfacer sus deseos.

7.- Orgullo

Cuando haces un trabajo bien hecho sentirás la satisfacción por el logro y por saber que estás ayudando a muchas personas. Esto reforzará tu autoestima, ganarás en confianza y te sentirás más capaz de afrontar nuevos retos y desafíos.

Espero que estas siete razones te permitan ver en la venta a tu mejor aliada para que tu negocio prospere y tu vida vaya a mejor.

Es probable que con la actual situación que estamos viviendo tu negocio ahora no esté funcionando cómo tú deseas, las ventas hayan descendido o te estés planteando qué puedes hacer para superar esta situación tan complicada.

Si este es tu caso, tengo una estupenda propuesta que hacerte. He creado un taller online llamado Sobrevivir en Tiempos de Crisis para ayudarte a superar esta situación difícil que estamos viviendo y salir fortalecido

Un programa de formación donde descubrirás cómo aprovechar las oportunidades del momento, cambies o reenfoques tu negocio, prepares una estrategia rápida y un plan para aumentar las ventas, refuerces tu posición en el mercado y sigas al frente de un negocio próspero y rentable. Pulsa aquí si quieres recibir más información

6 claves para sacar a tu negocio rápido de la crisis con ventas 5G

La facilidad de propagación del virus y las medidas que toman los gobiernos para contenerlo están generado una crisis económica sin precedentes. Si tienes un negocio no puedes esperar más, has de tomar cartas en el asunto.

Ya llevamos unos cuantos meses, en España y Europa desde marzo, y todo apunta a que hemos de aprender a convivir y protegernos del bicho. Pero no sólo la salud está en juego, también la economía, las empresas y los empleos se están viendo muy afectados y en esto también hemos de ocuparnos para salir con fuerza.

Esta crisis no va sólo de proteger nuestra salud, algo súper importante porque sin salud poco podemos hacer, también se trata de proteger y salvaguardar nuestra salud económica.

Si las empresas y los negocios no funcionan, si no somos capaces entre todos de generar riqueza, todo se irá irremediablemente al traste.

Estamos viendo cómo los confinamientos, la falta de movilidad de los ciudadanos, los cierres temporales o parciales de empresas y negocios, los ERTES, los ERES,…  están dejando la economía totalmente tocada y hundida.

No es cuestión de pintar un panorama catastrofista de la situación pero hemos de ser consciente de que si las empresas no funcionan no habrá empleos, y si las empresas y los trabajadores no producen, no habrá dinero para gastar, comprar o invertir ni riqueza que gestionar. Si esto sucede no habrá dinero para pensiones, ni gestión de la salud, ni economía del bienestar, ni nada.

Los países se pueden endeudar hasta finales de siglo para tratar de paliar esta situación y dejar deudas billonarias para que las asuman nuestros hijos, nietos o bisnietos, pero hemos de exigir a los gobiernos medidas que ayuden a reactivar la economía, eliminar muchas prebendas, mayor control del gasto y menos disputas políticas.

Dicho esto, los emprendedores, empresarios, comerciantes y profesionales que cada día hemos de seguir adelante con nuestros negocios también podemos hacer algo al respecto.

Lo primero es asumir que hemos tenemos la responsabilidad y compromiso como dueños de nuestros negocios de seguir adelante y buscar soluciones para continuar. Pensar que todo nos lo van a dar solucionado no es un buen camino, hemos de encontrar vías creativas de solución para salir de esta situación crítica y empezar a mirar con esperanza el futuro.

Yo me dirijo a profesionales de la transformación y, al igual que ellos, entiendo lo que están pasando, yo misma lo vivo y sé que no es fácil vivir entre tanta incertidumbre, vaivenes económicos e infodemia (sobreabundancia de información (alguna rigurosa y otra falsa) sobre un mismo tema).

Pero a todo esto le podemos poner solución, sobreponernos a todo esto y seguir adelante enfocados en nuestra misión, en ayudar a otros a solucionar sus problemas.

Aquí es donde tiene mucho que ver las «Ventas 5G«. ¿No sabes lo que son? Pronto te lo contaré, de momento te comento que son la mejor forma de acelerar tus ingresos contribuyendo a crear un mundo mejor, algo que ahora, más que nunca, necesitamos.

Pero para que puedas aplicar el sistema de Ventas 5G, has de preparar tu negocio y esto pasa porque te pares a analizar tu situación actual, la de tus potenciales clientes, adaptarte a los cambios y la tecnología, escuchar a tus potenciales clientes e inspirarles para indicarles un mejor camino hacia lo que quieren.

Te comparto las 6 claves que a mí me están ayudando y espero que a ti también te puedan inspirar para salir mejor de esta crisis.

1.- Tú eres el mejor activo de tu empresa

Puede ser que tu negocio actualmente no esté atravesando un buen momento y que sientas que tus potenciales clientes y clientes no están dispuesto a invertir en tus productos o servicios.

Es cierto que cuando hay crisis las personas piensan más a qué dedicar su dinero en previsión a lo que pueda suceder pero también quieren solucionar sus problemas. Una propuesta bien adaptada a los tiempos que corren y a atender lo que quieren, hará más sencillo que decidan hacerlo en lo que le estamos proponiendo.

Pero hay algo importante: TÚ. A través de los conocimientos y experiencias que has ido acumulando a lo largo del tiempo puedes dar un giro y empezar a ofrecer otras opciones y soluciones. Además tienes destacados capitales que puedes hacer aflorar.

Ya lo decían los chinos: Toda crisis trae consigo también oportunidades.

Hemos de dejar de ver sólo malo o que no tiene solución, ha llegado el momento de explorar y sacar nuevos talentos y habilidades para apoyar a otros en pos de solucionar mejor sus problemas.

Párate y analiza con qué activos y recursos cuentas para ofrecer a tu mercado aquello que necesita más en este momento. Es probable que tengas que dar un giro o vuelco a tu negocio, lo vemos a continuación, pero tú cuentas con muchos activos para hacer el cambio sólo has de dedicar un tiempo a reflexionar.

2.- Adapta, cambia o reinventa tu negocio

Quizás te estés planteando algunas preguntas como: ¿Qué hago con mi negocio? ¿Cómo consigo que sobreviva a esta crisis? ¿Qué puedo hacer para salir adelante? ¿Qué nuevas necesidades hay ahora en el mercado?

Este es el momento de pararte y analizar tu modelo de negocio (qué ofrezco, a quién, cómo les puedo ayudar mejor,…) y también ser consciente de tu situación actual. Abre tu mente, empieza a escuchar y hablar más con tus clientes para conocer qué nuevos problemas tienen. Esto te va a llevar a adaptar, cambiar o reinventar tu negocio para ofrecer nuevas soluciones.

Sólo tienes que observar. Como ejemplo de oportunidades surgidas en esta situación te pongo el auge que en este momento están teniendo todos los materiales relacionados con la protección de la salud y de las personas: mascarillas, geles desinfectantes, etc.

Pero también hay otras oportunidades. Las personas ahora necesitan más apoyo técnico y psicológico para solucionar problemas de ansiedad o depresión, o adquirir conocimientos y habilidades para reenfocar sus carreras profesionales o sus negocios.

Reflexiona sobre tu modelo de negocio y qué cambios has de hacer para adaptarte a las nuevas necesidades de tu mercado. Una buena forma para hacer esto es que utilices el modelo Canvas, creado por Alexander Osterwalder. Lograrás un mapa general de tu negocio y empezar a tomar decisiones.

También empieza a analizar tus finanzas. Has de crearte distintos escenarios económicos para tomar buenas decisiones: el conservador, el realista y el optimista.

Esto precisamente lo abordamos con todo lujo de detalles en el taller online «Sobrevivir en Tiempo de Crisis« entre otras cosas más, para que analizado tu negocio, tus finanzas, puedas optar a diferentes estrategias y acciones para llegar con mayor facilidad a tu cliente ideal.

3.- Organiza y prioriza mejor tus actividades de negocio

No es lo mismo trabajar que organizarse para hacer bien el trabajo, ser más productivo y disfrutar de cada tarea que se realiza.

Cuando estamos en momentos de incertidumbre, miedo o ansiedad por el futuro, tendemos a dispersarnos más cuando lo importante es el foco. También hemos de tener presente en buscar el equilibrio y conciliar muy bien la vida personal y profesional.

Crea buenos hábitos y céntrate en lo importante. Tener claras tus tareas de alto rendimiento será clave para que afrontes mejor los desafíos y retos para salir con fuerza de la crisis.

4.- Hazte amigo de la tecnología

Si algo nos ha traído de bueno esta pandemia es empezar a ver que la tecnología es nuestro mejor aliado para seguir en comunicación con nuestros clientes, colaboradores y públicos en general. Nunca se ha hablado más del teletrabajo cuando llevamos ya mucho tiempo con tecnología que nos permite hacerlo pero en la que no se había puesto la suficiente atención.

Te recomiendo que comiences a conocer y descubrir las múltiples oportunidades de comunicación que te ofrecen aplicaciones para mantener teleconferencias, organizarte mejor, hacer trabajo en equipo o colaborativo tanto con tus clientes como con personas que colaboran contigo, hacerte más visible, etc.

Y si además esto de la tecnología te gusta, aquí tienes una oportunidad de negocio. Ayuda a otros a aprendan a utilizarla ?

5.- Comprende mejor a tu cliente y mantén una comunicación afectiva

En tiempo de crisis los intereses de las personas cambian por ello es necesario adaptar la forma de comunicar, de vender y de hacer marketing.

En estos momentos, más que nunca, has de crear lazos emocionales con tus clientes, conocer lo que inquieta a tus potenciales clientes y, como la cosa no está para tirar cohete, comunicar de una manera más empática y adaptada a los tiempos que estamos viviendo.

Como te he comentado antes, es momento de hablar más con los clientes y aquellos que conforman tu mercado para conocer los problemas que tienen en la actualidad.

A grandes problemas personas más inquietas buscando soluciones y esto a ti te dará mayores oportunidades de lograr más ingresos.

6.- Inspira, educa y apoya a personas que pueden necesitar de tus productos o servicios

Las personas ahora necesitan contrarrestar tanta información negativa, recibir mensajes positivos que les motiven y animen. Necesitan saber qué pueden hacer para solucionar sus problemas o salir de la situación en la que están.

Es momento de empezar a hacer marketing educacional y relacional, de contarles que estás ahí para poder ayudarles, de inspirarles para que avancen y superen la situación que están viviendo y que les hace sentirse mal.

Cuando haces esto lo que estás trabajando es tu marca personal, te estás ganando tu posición en el mercado, la credibilidad y la confianza de tus potenciales clientes mercado. Estás esparciendo tus conocimientos, lo que sabes hacer y la forma en la que mejor les puedes ayudar.

El mejor activo que puedes desplegar en estos momentos es hacerte más visible ofreciendo consejos e ideas de lo que tú sabes hacer para ir preparando y predisponiendo a tu potencial cliente a la compra de tus productos o servicios

Espero que estas ideas te ayuden a abrirte a un mundo con más posibilidades y empieces a descubrir las oportunidades que toda situación complicada trae siempre consigo.

Si quieres dar un paso más y saber con todo lujo de detalles cómo hacer para poner en marcha estas seis claves y hacerlo de una forma guiada, sencilla y fácil de aplicar, te animo a que conozcas el taller online “Sobrevivir en Tiempos de Crisis”.

Un programa preparado para que descubras cómo aprovechar las oportunidades del momento, cambies o reenfoques tu negocio, prepares una estrategia rápida y un plan para aumentar las ventas, refuerces tu posición en el mercado y sigas al frente de un negocio próspero y rentable.

Pulsa Aquí Para Descubrir Más

Tus Momentos Diamante

Tu negocio necesita creatividad, innovación, crear productos y servicios que ayuden a tus clientes a lograr lo que quieren, y por supuesto, vender.

¿Cuántos tiempo dedicas a esto?

¿Cuántos días o momentos “Diamante” te marcas a la semana o cada cierto tiempo?

¿Qué haces para brillar, aportar mejores soluciones y dar lo mejor de ti?

El diamante es un mineral formado únicamente por carbono. Es el más duro de todos los cuerpos y es la más preciada de las piedras preciosas porque posee gran brillo una vez tallada.

¿Qué haces tú para brillar cada día? ¿Para aportar más valor a tus clientes?

Al igual que el diamante, tú como persona y profesional, posees una fuerza y energía impresionantes y gracias a lo que eres, los conocimientos que tienes y vas adquiriendo, los aprendizajes que la vida te va dando y las habilidades que vas incorporando, posees todo lo necesario para brillar e iluminar el camino de muchas personas.

Para ello has de seguir creando, innovando, y acercándote a aquellas personas para conocer sus problemas, lo que desean, lo que quieren en su vida o en sus negocios, para ayudarlas, guiarlas y que se transformen.

¿Y qué son estos momentos diamante?

Son aquellos que atraen riqueza a tu negocio, los que dedicas a atraer clientes, a hacer llamadas, a poner mensajes o a hacer sesiones, y por supuesto, a crear nuevos productos o servicios e innovar.

Tus momentos diamante son aquellos que contribuyen a fortalecer y consolidar tu negocio.

Planificar con antelación te va a resultar muy útil. Decidir en qué periodos vas a hacer las actividades que deseas hacer y que tienen un para qué, te va a ayudar a tener una mayor productividad.

Acota espacios para cada actividad y esto hará que seas una persona más productiva, más enfocada, y disfrutarás mucho más de todo lo que haces. Y por supuesto, reserva y dedica toda tu atención a “tus momentos diamante”.

Es importante que decididas en qué momento vas a hacer gestión pura y dura de tu negocio y también reservar espacios para la creación, la innovación y el contacto con clientes – Tus Momentos Diamante –

Algunos de tus momentos diamante son aquellos que destinas a generar ingresos y tu empresa sea más competitiva, pueden ser: contactar con clientes o captar nuevos, atenderlos y prestarles el servicio que haces, creación de nuevos proyectos o servicios, etc.

Te invito a que crees tus momentos diamante. Haz que tú y tu negocio brilléis y atraigáis riqueza y prosperidad. La magia la creas tú con tus acciones.

Y ahora… ¿Cuántos momentos o días diamante te vas a programar esta semana?

¿Necesitas apoyo? Contacta conmigo pulsando aquí

Prepara tu mente para ganar en los negocios

Lograr aquello que quieres requiere de un primer paso, que creas que lo puedes lograr…

Trabajar tu mentalidad ganadora te ayudará a triunfar en lo que te propongas.

Si te sientes poca cosa, si tienes una baja autoestima, esto te llevará a tomar acciones limitadas, poco arriesgadas o incluso a quedarte a la espera para ver si la situación cambia o mejora.

Tus pensamientos determinan tu estado emocional y dependiendo de cómo te sientas, tomarás una acción determinada u otra lo que te llevará a lograr un resultado.

Si piensas que puedes, todo tu ser te acompañará para lograrlo pero si piensas que no puedes, actuarás en consecuencia y tú mismo estarás boicoteando tus resultados.

Ya lo decía Henry Ford: “Tanto si crees que puedes como si no, tienes razón”.

Si de verdad quieres triunfar en todo aquello que te propongas te sugiero comiences por cuidar y trabajar tu mentalidad ganadora, lo que en inglés llaman cambio “mind set”.

¿Cómo puedes empezar?

Leyendo artículos, escuchando audios, leyendo libros o viendo vídeos que te motiven, empoderen y te ayuden a vencer cualquier resistencia o miedo a actuar.

Quiero compartirte una entrevista que le hicieron al fundador de Alibaba, que está muy relacionada con esto de la mentalidad ganadora, y en donde Jack Ma, dijo…

“Es imposible complacer a las mentes pobres…

  • Dales algo gratis y piensan que es una trampa.
  • Diles que es una pequeña inversión, van a decir que no ganarán mucho.
  • Invítalos a invertir, te responden que lo harán cuando tengan dinero.
  • Invítalas a invertir en grande, dirán que no tienen dinero.
  • Invítalos a probar cosas nuevas, te dirán que no saben cómo hacerlo.
  • Invítalos a un negocio tradicional, dirán que es difícil de hacer.
  • Diles que es un nuevo modelo de negocio, van a decir que es una estafa.
  • Diles que administren una tienda, dirán que no hay libertad.
  • Diles que inicien un nuevo negocio, van a decir que no tienen experiencia.

Las mentes pobres tienen algunas cosas en común: Ellos aman preguntar o investigar en Google, escuchar a los amigos que están tan desesperados como ellos, piensan más que un profesor universitario y se mueven menos que un ciego guiando a otro ciego.

Sólo hay que preguntarles ¿Qué quiere hacer? Pero jamás van a ser capaces de responder».

Ahora, después de leer este pequeño párrafo de la entrevista, te planteo: si estás en la queja continua, encontrando siempre excusas para no actuar, si piensas que ya vendrán tiempos mejores, si sigues esperando a que las cosas cambien… ¿Qué crees que vas a conseguir?

¿Qué tal dejar todo esto atrás y empezar a actuar, a tomar las riendas de tu vida y hacer que las cosas cambien?

Tú tienes el poder para hacerlo, es tu decisión.

Puedes seguir tu vida entera esperando y esperando a ver si algo cambia (mente pobre), o por el contrario, dar el primer paso y comenzar la maravillosa aventura de dirigir tu vida, atreverte a hacer aquello que mejor te ayude, y lograr llegar al lugar donde siempre has querido estar

¿Qué tal dar el primer paso?

En ti está. ¡¡¡Adelante, tú puedes!!!

Si en este momento tu negocio no va cómo tú quieres, tus ventas han bajado o estás planteándote que algo has de hacer para reactivar tu negocio, no te pierdas esta propuesta… Pulsa aquí para ver

7 claves para cuidar y potenciar tus relaciones de negocios

Elegir bien las relaciones de negocios, crear los círculos relacionales adecuados y mantener el contacto harán que tu negocio crezca de una forma saludable.

Si quieres tener un negocio próspero y rentable has de saber establecer buenas relaciones y mantenerlas en tiempo. Esto te permite conseguir: aliados, socios, accionistas, colaboradores, proveedores y por supuesto, CLIENTES.

Pero iniciar una relación no siempre es fácil. Se plantean dudas: quién será más conveniente, cómo conectar, qué propuesta hacer para llamar su atención, cómo lo hago,…

También puede pasar que el afán de ver qué podemos sacar de la otra persona puede dar al traste el comienzo de una relación fructífera dejando de poner atención en que las relaciones siempre han de ser ganar – ganar y plantearse desde la generosidad.

Establecer relaciones desde valores como la generosidad, la cooperación o la contribución, interesándonos por la otra persona y abriendo nuestra mente para ver más allá del mero contacto para ofrecer lo que hacemos, es lo más efectivo para conseguir los objetivos de negocio que nos propongamos.

Te comparto la Master Class “El Poder de los Pequeños Detalles” que impartí para la Comunidad de Empresarios y Emprendedores de Business Up – donde podrás descubrir:

  • Cómo los pequeños detalles marcan la diferencia, tu estilo personal y garantizan relaciones duraderas y provechosas para todas las partes.
  • Qué hacer para atraer y enamorar a las personas.
  • La receta que nunca falla para ampliar tu red de negocios: Relaciplina
  • 7 claves para cuidar y mimar tus relaciones de negocios

Espero que te resulte de utilidad, lo pongas en práctica y después me cuentes cómo te ha ido ?

Y si tienes dificultades para trazar tu estrategia y crear tu plan de actuación, ponte en contacto conmigo. Estaré encantada de poder apoyarte… Pulsa Aquí Para Contactar Conmigo

¿Qué quieres para tu negocio?

En el mundo de los negocios y el emprendimiento es imprescindible tener claro qué se quiere conseguir, cuál quieres que sea el destino de tu empresa. Para ir a un lugar, primero has de saber cuál es.

Es probable que te parezca una obviedad pero en numerosas ocasiones me he encontrado con personas que quieren que su negocio crezca pero no saben concretar lo que quieren.

Ante la pregunta ¿Qué quieres conseguir en tu negocio o cuál es tu objetivo?

Es común encontrarme con respuestas ambiguas, poco claras o definidas, o lo que suele ser más habitual, expresan lo que no quieren que suceda.

Algunas respuestas son: quiero que me conozcan, ser más visible, que me compren, conseguir más clientes, o también, no quiero seguir así, tengo pocos clientes, mejorar mis ingresos…

¿Qué crees que pasa cuando ponemos en nuestra mente lo que no queremos que suceda u objetivos poco definidos?

Pues que nuestros pensamientos y emociones se enfocan, precisamente, en lo no queremos o no tenemos muy claro la dirección que tomar.

¿Y qué crees que sucede cundo pasa esto?

Pues al enfocarnos en lo que no queremos o no tener claro que hemos de lograr, nos cuesta trazar acciones o muchas de ellas se dirigen a un lugar que no queremos… O peor aún, al no saber qué queremos o tenerlo mal definido, se vagará sin rumbo y sin saber hacia dónde ir.

Es probable que esta historia ya te la sepas pero déjame que te la recuerde.

Es un fragmento del libro “Alicia en el País de las Maravillas”, de Lewis Carroll…

– ¿Puede decirme, por favor, qué camino debo seguir para salir de aquí? – preguntó Alicia.

– Eso depende en gran parte del sitio al que quieras llegar – dijo el Gato.

–  No me importa mucho el sitio – dijo Alicia.

– Entonces tampoco importa mucho el camino que tomes – dijo el Gato.

Me parece poderoso este dialogo porque nos muestra con claridad la importancia de definir con claridad lo que queremos para que podamos encontrar el camino para lograrlo.

¡Lo que creas en tu mente se hace realidad en el mundo físico! Si piensas en problemas, en lo que te falta, lo que no tienes, etc., esto es lo manifestarás en tu negocio.

Cómo decía Henry Ford: “Tanto si crees que puedes como si no tienes razón”.

Por ello es fundamental definir con claridad nuestros objetivos de negocio:

  • Qué queremos conseguir.
  • Cuantificar los ingresos.
  • Cuáles son los gastos e inversiones a realizar para conseguirlos.
  • En cuánto tiempo lo queremos conseguir.
  • Que sea algo ambicioso pero que pensemos que lo podemos lograr.
  • Y por supuesto, trazar un plan para saber los pasos a seguir para hacerlo posible.

En resumen, es tener bien definida la estrategia y diseñar un plan de acción, paso a paso, para ir hacia nuestras metas.

Además hemos de ponerle fuerza, energía, motivación, y esto será posible plantándonos cuál es nuestro para qué, qué nos motiva e impulsa a lograr nuestro objetivo.

Si no somos capaces de ilusionarnos, de sentir en cómo cambiará nuestra vida cuando lo hayamos conseguido, nos resultará más dificultoso ir a por ello y lo percibiremos como algo costoso lo que hará que nos resulte más sencillo abandonar.

Si de verdad quieres que tu negocio crezca, avance y ayude a muchas personas, es el momento de que escribas ya qué es lo que quieres conseguir – cuál es tu objetivo –

Muy importante: hazlo por escrito y comprométete desde hoy mismo con las metas que te ayudarán a conseguirlo.

Y si no sabes cómo empezar o tienes dudas de qué pasos dar para lograrlo de una forma más eficiente, contacta conmigo. Te ayudaré a que te resulte más rápido y sencillo. Pulsa Aquí Y Rellena El Formulario con todos tus datos para que pueda contactar contigo

Prepárate Para Lograr Lo Que Deseas En Tu Negocio

En momentos de incertidumbre como los que estamos viviendo pueden aparecer pensamientos que te lleven a desistir y pensar que todo está perdido, pero no es así…

Puede que parezca difícil, incluso que se te pase por la cabeza el tirar la toalla, pero a veces la solución, el mejor camino, está sólo a un paso más.

Lograr que tu negocio vaya mejor será mucho más sencillo si te centras, fijas tu pensamiento y tus acciones hacia aquello que deseas conseguir. Por el camino empezarás a encontrar y buscar el cómo hacerlo posible.

Pensando que no es posible o preocupándote por las circunstancias que hay alrededor poco vas a conseguir. Pon foco en tu objetivo, en lo que quieres lograr, de esa forma estás poniendo tu mirada en el centro de la diana de lo quieres.

Dicho así, parece sencillo. Pienso, escribo y planifico lo que quiero, después empiezo a caminar y poco a poco iré llegando. Pero la realidad es que no es así, hemos de alinear lo que pensamos y queremos con la acción ¡Sin acción no hay resultados!

A veces, cuando la situación está complicada, nos enfocamos en lo que sucede en el exterior, en información que, en lugar de motivarnos a la acción, nos desanima y nos invita a abandonar.

Pero ¿sabes qué?

En estos momentos es cuando la grandeza que llevamos dentro aflora, si tú así lo decides. Tú puedes hacer que sea posible. En momentos de crisis también hay un montón de oportunidades, sólo es cuestión de empezar a abrir los ojos, observar qué les está pasando a nuestros clientes, ver dónde están sus grandes problemas y prepararnos para poder ayudarles a solucionarlos.

Quizás pase por hacer cambios significativos en lo que hacemos o incluso que haya que darle una vuelta importante a nuestro negocio para reinventarnos. Cuando nos desanimamos o perdemos la esperanza perdemos el foco, dejamos de poner el suficiente empeño para superar las dificultades, y ante cualquier contrariedad, desistimos.

Esto hace que poco a poco nos dejemos llevar por los acontecimientos. Dejemos en manos de otros o de las circunstancias el control de nuestro negocio, y así ir perdiendo intensidad, fuerza, energía e ilusión por nuestro objetivo final que es ayudar a nuestros clientes.

Pero tiene solución. Aquí está el reto… cuando llegan las dificultades. Es este momento cuando llega el punto de inflexión que, bien nos hace tirar la toalla, o por el contrario, nos hace más fuertes, nos reafirma en lo que queremos y nos permite avanzar para encontrar vías de seguir adelante y plantear nuevas estrategias y objetivos para seguir al frente de nuestro negocio.

Aquí es fundamental gestionar muy bien nuestro estado emocional y lo que nos decimos porque, si lo hacemos bien, es lo que nos va a motivar, afianzar y reafirmar en ir a por lo que queremos lograr en nuestro negocio.

Puedes tener todo lo que quieras en la vida si ayudas a otras personas a obtener lo que ellas quieren. (Zig Ziglar)

Piensa que tu negocio está basado en ayudar a otros a lograr solucionar un problema u obtener algo que desean tus clientes. Pon foco en esto y busca cómo hacerlo de la forma más efectiva.

Quizás tengas que cambiar o readaptar tu modelo de negocio, variar el mensaje de cómo hasta ahora lo estabas haciendo, implementar nuevas formas de trabajar con tu cliente pero lo que está claro es que lo puedes conseguir.

A veces no tenemos todas las soluciones nosotros y hemos de buscar ayuda para hacerlo más rápido o sencillo. Hazlo y sigue adelante, hay muchas personas ahí fuera que necesitan y quieren lo que tú haces…

Te comparto tres ideas que te ayudarán a no abandonar y seguir adelante con tu negocio:

Véndete el por qué y para qué lo haces

Necesitas tener muy claros los beneficios que te aporta el seguir adelante. Plantéate qué es importante para ti: qué pierdes si abandonas, qué ganas siguiendo, por qué creaste tu negocio, y sobre todo para qué seguir.

Cuéntate cuáles son las razones que te impulsan a seguir adelante. Imagina y visualiza cómo será tu vida , la de tu familia o seres queridos gracias a que sigues al frente. Necesitas motivación para no abandonar, para reafirmar tu compromiso con lo que creaste en su momento. Enfócate en todo lo bueno que atraerá a tu vida seguir adelante.

Actitud

La actitud es la manera en la que tú estás dispuesto o dispuesta a comportarte o tomar acción. Si de verdad es importante para ti tu negocio has de mantenerte firme con tu compromiso de alcanzar el éxito que te has propuesto. Has de encontrar la energía y la fuerza para persistir aplicando el esfuerzo y la constancia necesarios. Alcanzar el éxito en aquello a lo que te dediques es un proceso, un estar dispuesto a comportarte u obrar de la manera correcta.

Atrévete

Cuando las cosas no salen como tú quieres o habías pensado, cuando aparecen las dificultades, asoman nuestras creencias, las excusas, y esos pensamientos que nos decimos… “Si ya sabía yo que esto no podía ser”, “Si es que las cosas están muy difíciles”, “Es que no es el momento”, “Mejor dejo que pase un tiempo”, … y tantos otros pensamientos que te impiden seguir adelante.

Cuando esto te suceda, atrévete a desafiar esos pensamientos y dejar atrás tus viejas costumbres. Rétate a hacerlo, no desistas, persiste y lo conseguirás.  Busca ayuda, gente que te pueda apoyar, personas con las que aliarte, …

Quizás las cosas no salgan de la forma que habías pensado, incluso pueden ser mejor, pero seguro que algo sucederá si sigues en marcha con ganas, tesón e ilusión.

Te dejo un vídeo muy corto – a mí me encanta verlo de vez en cuando – porque me reafirma en la importancia de persistir hasta conseguir…

¿Te ha sido útil este artículo? ¿Piensas que puedes cambiar algo para seguir al frente de tu negocio? Pues a por ello, y práctica el Método ACE: Acción, Constancia y Excelencia.

Y si necesitas un poco más de impulso, te invito a veas el seminario online «Más allá del miedo: Reinventa tu negocio».

Lo hice en el mes de junio junto a un colega y amigo, Antonio González Pérez, Headhunter, Mentor profesional, Formador, Consultor RRHH, y allí te mostramos de una forma dinámica y entretenida Claves Prácticas para pasar de la incertidumbre a la oportunidad y adaptar tu negocio.

Método ACE: Acción, Constancia y Excelencia

¿Qué haces con los aprendizajes y conocimientos que adquieres? ¿Te lo guardas o se quedan olvidados? Pues te invito a que no se queden ahí,  pon en marcha el “Método ACE”.

Invertimos muchas horas en aprender, conocer cosas nuevas, investigar para innovar y mejorar, descubrir novedosas formas o modelos que aplicar…

Pero ¿A dónde van todas esas horas invertidas en aprendizaje y conocimiento? ¿Se quedan en un cajón, una carpeta, unos apuntes, o en tu cabeza?

Si es así no lo permitas, el mundo te espera y ya sólo estás a unos pequeños pasos para que todos te conozcan y sepan cómo tú les puedes ayudar a transformar sus vidas o sus negocios.

Hoy te invito a aplicar a mi “Método ACE”. ¿Y en qué consiste? Pues son 3 sencillos pasos, que requieren de un poco de disciplina y que te darán magníficos resultados.

ACE es el acrónimo de Acción, Constancia, y Excelencia. Veamos cómo aplicar el método ACE.

Seguro que lees artículos, como por ejemplo este, o asistes a conferencia, seminarios o talleres de formación. Ves un montón de cosas que tú puedes aplicar e integrar en tu negocio o en tu vida. Tomas apuntes, te surgen ideas, lo escribes porque te han parecido estupendos ¿Y después qué?

Vamos a ver qué hacer con todas esas ideas que te han surgido y todas esas anotaciones que han iluminado tu mente y que se merecen que apliques el método ACE.

Acción:

Si no actúas nada sucederá, sabrás algo más pero sin resultados para ti o para tu negocio, sólo a través de la puesta en marcha de lo aprendido podrás ver si eso funciona para ti o no.

Es muy probable que lo hayas escuchado un montón de veces, pero te lo voy a repetir…. “Sin Acción No Hay Resultados”. Cuando veas alguna cosa que te inspira, anotes una idea que te surja, o te faciliten un sistema o modelo a aplicar… Pon una fecha para aplicarlo o implantarlo y respeta los plazos que te has dado.

Es probable que pienses que aún no estás suficiente preparado, que deberías investigar más o conocer más detalle. Te invito a que dejes la parálisis por análisis y lo apliques.

Atrévete, da el siguiente paso, no te quedes ese conocimiento y aprendizaje guardado, y te invito a que pases a la acción. Es probable que luego tengas que corregir alguna cosa o mejorar algo. Es mejor eso que no hacer nada.

Ponte como ejemplo las expediciones que van al Himalaya para subir al Everest. La ascensión a una montaña muy alta siempre comienza con el primer paso, con la llegada al campamento base. Y algunas veces el mal tiempo puede echar al traste el llegar a la cumbre ese día. Es cuestión de analizar la mejor situación para volver acometer de nuevo el ascenso.

Ya sabes, mejor actuar que quedarse pensando.

Una Buena Acción Es Una Lección Insolente Para Los Que No Tienen El Valor De Ejecutarla. (René de Chateaubriand) Diplomático y escritor francés.

Constancia

Si aplicas o pones en marcha algo, y no funciona a primera, no desistas. Sigue con perseverancia y tesón aquello que quieres lograr.

Creo que la constancia es un valor personal imprescindible para lograr el éxito en un negocio o en aquello que deseas lograr en la vida. Tener la actitud o el valor de la constancia, nos ayuda a ir hacia los objetivos que nos propongamos, de actuar de manera continua para lograr aquello que deseamos o que es nuestro sueño.

Ser constante con nuestro negocio, nuestra empresa, o con aquello que tenemos que hacer, nos ayudará a tener puesto el foco en aquello que queremos conseguir.

La constancia nos revestirá de una voluntad firme, inquebrantable, que unida a  una sólida determinación mantenida en el tiempo, hará que hagamos lo que tenemos que hacer sin desviarnos del camino.

Si Añades Un Poco A Lo Poco Y Lo Haces Así Con Frecuencia, Pronto Llegará A Ser Mucho. (Hesíodo)  Poeta de la Antigua Grecia.

Excelencia

Haz de tu trabajo y de lo que haces tu mejor obra para contribuir y deja tu mejor legado.

Innova, crea, y sobre todo busca hacerlo muy bien. Desde ahí, te resultará mucho más fácil ser un mejor profesional, mejor persona, ser excelente y lograr llegar al nivel que deseas alcanzar.

Si de verdad quieres liderar tu mercado e inspirar a las personas que te siguen, tienes que trabajar día a día para superarte, ser mejor, y hacer de lo ordinario cosas extraordinarias.

La excelencia no es un acto aislado y prodigioso sino un hábito que se hace día a día. (Aristóteles) Filósofo, lógico y científico de la Antigua Grecia.

Te invito a que apliques tú también apliques el Método ACE. Estoy segura que si lo haces, te dará extraordinarios resultados. Pruébalo y me cuenta. Estaré encantada de saber cómo te ha ido.

Cómo encontrar una salida a la crisis

Seguro que en más de una ocasión has sentido que no sabías qué decidir y hacia dónde ir ante una situación complicada. En este momento puede que te esté sucediendo, los tiempos que corren son para ello. Mira una forma de actuar para salir del “síndrome no hay salida”.

En el mundo de los negocios esto sucede en más de una ocasión. No sólo ahora por el miedo de qué va a pasar o qué me voy a encontrar, sino en momentos de incertidumbre porque no se están obteniendo los resultados deseados y por mucho que lo intentas, nada parece que sucede para revertir la situación.

¿Qué haces cuando crees no ver la salida? ¿Qué pasa por tu cabeza? Qué posición tomas ¿la víctima o la de protagonista?

Estas son muy buenas preguntas que en este momento te puedes hacer para salir del lío de ideas que pasan por tu cabeza.

Cuando sientes que hay pocas opciones, que por mucho que lo intentes nada va a cambiar, se encuentran pocas soluciones.

Todo se complica, se hace cuesta arriba, nada sale bien, tomas diferentes caminos pero ninguno parece el adecuado… Y entonces llega la gran pregunta… ¿Qué hago si no veo la salida a esta situación?

Seguro que si llevas tiempo con tu negocio te habrá pasado, no sólo ahora por la crisis en la que estamos, sino que hay muchos momentos que no encontramos una estrategia clara y un plan que seguir.

Nos encerramos en nuestro mundo, en el problema, y te garantizo… que desde esa posición no vas a encontrar la mejor forma de salir a la situación que tanto te está paralizando y que te preocupa.

Y todo ¿por qué? Porque nos cuesta tomar una decisión por miedo a equivocarnos (aparece el fantasma del error, del fracaso), a que nos vaya peor de lo que nos va a ahora, a almacenar una nueva equivocación, a perderlo todo…

Mi recomendación es que te hagas consciente de qué está pasando con total sinceridad, toma distancia, salte de la situación “problema”, y hazte esta pregunta…

Si tomo este camino (decisión) ¿Qué es lo peor que me podría pasar?

Y cuando hayas pintado el peor escenario, vuelve a preguntarte desde esa situación terrible que te has imaginado…  ¿Qué es lo peor que me podría pasar?

Y vuelve a preguntarte lo mismo hasta que creas haber desgranado completamente la situación problema.

Cuando creamos el peor escenario, el más pesimista, desmontamos nuestros miedos y asumimos lo peor que nos podría pasar.

A partir de ahí… Nos liberamos, ya hemos visto lo peor que nos podría pasar, y con esa mirada, seguro, puedes empezar a tomar mejores decisiones y a encontrar diferentes salidas para ir creando tu estrategia y planes que te impidan caer en lo peor que te has imaginado.

Desde la acción siempre vas a encontrar opciones. Te convertirás en una persona proactiva y empezarás el camino de crear y hacer que las cosas sucedan.

Si te quedas en la actitud de víctima, esperando a ver qué pasa, dejando que algo o alguien salga a tu rescate poco o nada sucederá.

¡Actúa! lo peor que te puede pasar es que te equivoques y saques un buen aprendizaje… Y desde ahí empezar a construir de nuevo.

Cuando soplan vientos de cambioalgunos levantan muros y otros construyen molinos”. (Proverbio chino)

Qué prefieres ¿superar barreras o izar la vela para ponerte a favor del viento y avanzar?

Si decides aprovechar los vientos que soplan y salir reforzado de esta situación, ve ahora a este enlace para mirar cómo hacer para sobreponerte a esta situación y encontrar las oportunidades que estos tiempos de crisis no están brindando… Pulsa Aquí